Viviendas e hipotecas

Home / Viviendas e hipotecas
  1. La compraventa es un contrato que tiene como objeto el intercambio en la propiedad de los bienes, donde una de las partes entrega un bien o derecho y la otra parte le retribuye económicamente. Estos contratos pueden ser de varios tipos (unos bilaterales, otros consensuales) pero en ellos siempre se estipulan unas obligaciones tanto para el vendedor como para el comprador.
    • El vendedor está en obligación de garantizar al comprador la transmisión de la propiedad y de conservar en perfecto estado el bien negociado hasta su entrega, entre otras cosas.
    • El comprador debe pagar el precio pactado en la compraventa, así como recibir correctamente el bien adquirido.

    En Notaría de Blas encontrará asesoramiento sobre este tipo de intercambios, así como de cualquier tema relacionado con instrumentos públicos o escrituras públicas. Dispone de un equipo encargado de autentificar y legalizar todos los procesos de compraventa, que le asesorará en todo momento para que sepa perfectamente lo que ha firmado.

  2. Al realizar préstamos hipotecarios se entrega al beneficiario una cantidad importante de dinero. En consecuencia, se exige como garantía de pago un bien inmueble pues, en caso de no cumplir con lo establecido, la entidad financiera pasaría a ser la propietaria del inmueble. Las hipotecas deben realizarse bajo la supervisión de un notario, dada la importancia de las obligaciones que se van a contraer. En Notaría de Blas encontrará un equipo de profesionales que le ayudará a preparar los documentos especializados necesarios para solicitar un préstamo hipotecario y que le mantendrá informado de cada paso del proceso.
  3. Las subrogaciones y renovaciones son las opciones ideales para mejorar las condiciones de pago de los créditos hipotecarios. Debido a las alzas y bajas de los tipos de intereses en la economía actual, puede que se encuentre que su contrato de préstamo hipotecario contiene un interés más alto que el de otras entidades bancarias. Una subrogación permite cambiar la hipoteca a otra entidad financiera, logrando así disminuir el tipo de interés y reducir los gastos de hipoteca. Una novación hipotecaria supone una renovación de los términos definidos para la hipoteca con el mismo banco donde se adquirió, lo que no supone un cambio de entidad financiera.

En Notaría de Blas le informaremos y resolveremos todas sus dudas sobre cada uno de los procesos legales de su hipoteca. Estudiaremos su caso y le aconsejaremos sobre las ventajas y desventajas de las diferentes contrataciones.

 

Si necesita más información sobre viviendas e hipotecas, puede contactar con la Notaría